El Suicidio un problema social

El Suicidio un problema social

POR JULY DE SOSA / Ministerio Cristo Como Pastor-CCPAS

Este día 10 de septiembre, se conmemora el Día Internacional para la prevención del Suicidio. Con el objetivo de concientizar a todos acerca de este enemigo silencioso en medio nuestro, ya que es la segunda causa de muerte entre los 15 y 29 años, los profesionales de la salud mental sostienen que entre sus detonantes están la fatiga emocional, espiritual y física, depresión, consumo excesivo de drogas, y aunque usted no lo crea, el dormir poco también puede llevar a una conducta suicida e incluso conductas por imitación pueden dar paso a una epidemia.

El suicidio es un problema social pero que lamentablemente carece del debido tratamiento nacional porque no hay sangre, sino sentimientos encontrados y en esta sociedad antipática ¿a quién le importan los sentimientos ajenos? Los expertos aseguran que en la oscura hora de cometer suicidio se puede experimentar impulsividad y agresividad hacia uno mismo, motivado por el deseo de terminar con el problema, pero no necesariamente con la vida. Los psiquiatras aconsejan que no se debe de preguntar a un paciente que tuvo intento de suicido, si quiere ayuda para ese problema, porque obviamente si no quiere vivir mucho menos querrá ayuda, debemos tomar acción y   brindarle ayuda inmediata aun en contra de su voluntad, porque en ese momento su voluntad es nula, aseguran los expertos. De cara a este peligro que nos compete a todas y todos, sin importar credo, raza o estado financiero. Como Ministerio Cristiano desde el año 2019, incluimos en nuestra agenda de temas a desarrollar la concientización en la prevención del Suicidio, asumiendo nuestro papel de formadores bajo una perspectiva bíblica, porque creemos que este mal como algunos psiquiatras lo aseguran también  tiene un desencadenante  espiritual, y es precisamente esa área la que  considero debemos de fortalecer para prevenir la conducta suicida a la par del tratamiento médico, para lo cual el abordaje debe de ser afirmando la identidad que como seres hechos a la imagen y semejanza de Dios tenemos, aprovechando todo el recurso bíblico a nuestro favor para fomentar pensamientos positivos  mediante maravillosas declaraciones como la del salmo capítulo  62, “Alma mía solamente en Dios reposa, porque de él es mí esperanza. El solamente es mi roca y mi salvación. Es mi refugio, no resbalaré. En Dios está mi salvación y mí gloria. En Dios está mí roca fuerte, y mi refugio”

Existen organizaciones comprometidas en la prevención del suicidio como la Red Mundial  de Suicidologia, a la que pertenecemos mi esposo y yo, y mediante la cual nos hemos capacitado en el tema, que insisto es tarea de todos porque aún los médicos se suicidan nadie está exento de llegar a cometer suicidio solo educándonos y sensibilizándonos podremos brindar un abordaje apropiado en la prevención de este tipo de muerte.

El Ministerio Cristo Como Pastor-CCPAS con el esfuerzo de estos años en labores de prevención se incorporó a la Red Mundial de Suicidología y desarrollar un programa propio completo de prevención, asistencia, y apoyo denominado “Abraza la Vida” 

En el marco de esta conmemoración deseo invitarles a conocer más acerca del tema, a tomar conciencia de que la persona con conducta suicida no es valiente ni cobarde, solo necesita una salida para su agonía y usted puede salvar esa vida.

 

Abraza la vida y dile No al suicidio

Share

Recent Sermons